4 cosas que no sabías de Isla Catalina

Naturaleza, historias de piratas y playas de ensueño es lo que esconde Isla Catalina, un paraíso natural en medio del Caribe. Descubierta por Cristóbal Colón en 1494 durante su segunda expedición, fue bautizada como Isla Catalina en honor a la hija de Isabel de Castilla, aunque también se la conoce como Isla Ikiita, Labanea o Toeya.
blog caribe activo

4 cosas que no sabías de Isla Catalina

Naturaleza, historias de piratas y playas de ensueño es lo que esconde Isla Catalina, un paraíso natural en medio del Caribe. Descubierta por Cristóbal Colón en 1494 durante su segunda expedición, fue bautizada como Isla Catalina en honor a la hija de Isabel de Castilla, aunque también se la conoce como Isla Ikiita, Labanea o Toeya.

A pesar de ser una isla pequeña, es la segunda más grande de República Dominicana después de Isla Saona, pero, a diferencia de esta última, Isla Catalina es un paraíso deshabitado preparado para el disfrute de sus visitantes.

A 100 km de Santo Domingo y a tan solo 30 minutos de la Romana, se puede visitar la isla contratando excursiones que pueden incluir desde clases de bachata y merengue, bailes típicos de la zona, hasta degustación de bebidas tropicales y platos caribeños.

Con tres playas Norte, Este y Oeste, este destino se ha convertido en uno de los imprescindibles de la República Dominicana no solo por toda la fauna y flora que alberga en su interior y alrededores, sino también por los secretos que esconde, ¿te atreves a conocerlos?

Isla Catalina: Una isla de piratas y corsarios

Desde principios del siglo XVI hasta principios del siglo XVIII, la isla fue refugio de los piratas que esperaban a los barcos españoles para asaltarles y robarles. Para los amantes de la piratería, es un lugar perfecto en el que sumergirse en las historias de William Kidd (https://es.wikipedia.org/wiki/William_Kidd), ya que los restos de su barco Quedagh Merchant se encuentran a pocos metros de la costa.

Isla Catalina Capitan Kidd


También conocido como el Capitán Kidd en la literatura inglesa, William fue un marino británico acusado de ejercer la piratería y ejecutado a principios del siglo XVII.

Sin embargo, su historia sigue latente gracias a que se pueden visitar los restos del Quedagh Merchant descubiertos por la Universidad de Indiana en 2007 (https://newsinfo.iu.edu/news/page/normal/7038.html) y bautizados por esta institución como “Museo Viviente del Mar”.

Este museo a 21 metros de profundidad no solo es una zona de buceo recreativo en la que visitar los restos del naufragio, sino que también es un hogar alternativo para peces y tortugas dentro del arrecife dominicano.

Es una zona protegida y de alucinantes paisajes submarinos gracias a que se trabaja con pescadores locales limitando la pesca y el impacto del hombre en el ecosistema gracias al apoyo del Programa de pequeños subsidios de Nations United de la Universidad de Indiana.

El paraíso bajo las aguas de Isla Catalina

La vida marina alrededor de la isla es un auténtico espectáculo; para los amantes del buceo y el snorkel, la Isla Catalina es el destino perfecto ya que la isla tiene óptimas condiciones climáticas casi todo el año (alrededor de unos 25 grados), para poder disfrutar de sus tesoros submarinos.

Gracias a los recorridos que se ofrecen de buceo y snorkel, podrás tener una experiencia única y mágica bajo el agua; un jardín idílico de arrecifes de coral.

Banner tour Isla Catalina

Alrededor de la isla se encuentra, por un lado, la Pared de Catalina o “El muro”, una pared con una caída de más de más de cien metros de profundad (marcado por dos escalones de 25 y 40 metros para un descenso gradual) lleno de vida marina.

Y, por otro lado, se encuentra el Acuario, un punto de buceo de unos 11 metros tapizado de coral en el conviven especies como los peces león, los peces sapo o caballitos de mar.

Una fauna única en Isla Catalina: Descubre el edén

Playas de fina arena blanca, verdes paisajes, aguas cristalinas, cálidas y tranquilas… son el hogar de una biodiversidad protegida por el Parque Nacional del Este en el que conviven más de 300 aves y 500 especies de flores. Isla Catalina, es el destino perfecto para o bien, relajarse y disfrutar de la tranquilidad de estar de vacaciones o conocer una fauna y flora inigualable.

Por un lado, en sus aguas puedes encontrar un prisma multicolor de especies; peces mariposas, pez cofre cornudo, caballitos de mar, esponjas, salmonetes amarillos, peces globo, el chapín pintado, el ángel reina…

Y, por otro lado, en la isla podrás encontrar una fauna terrestre endémica que incluye cuatro tortugas marinas y una terrestre, dos serpientes, seis saurios, diez aves, una especie de rana y algún mamífero.

En cuanto a la flora, la isla está cubierta por un bosque seco tropical de olivos, chaparro y resbalamano principalmente, aunque se pueden encontrar árboles tropicales como las palmas, los cocoteros o los árboles del mango.

Sí, también hay surf en Isla Catalina

Aunque las playas son bastante tranquilas, hay algunas zonas de la isla en la que el oleaje es suficiente para que los surfers puedan coger algunas olas.

Aunque hay visitantes que llegan a la isla para practicar este deporte, su presencia deja a los bañistas suficiente espacio para que puedan bañarse y disfrutar de sus aguas color turquesa.

Bonus: Llévate algún recuerdo local

La isla también cuenta con tiendas de productos fabricados y diseñados por habitantes de la isla para poder llevarse un trocito de Isla Catalina a casa: adornos hechos a mano como pulseras con conchas del fondo del mar o collares, estrellas de mar secas (No recojáis estrellas vivas, recomendamos buscar estrellas ya muertas que aparecen en la rilla) de llamativos colores para decorar, vasijas adornadas con piedras y conchas, figuras, muñecos y cajas de cerámica…

Como ves, Isla Catalina ofrece una amplia variedad de actividades y de paisajes para cualquier tipo de turista; es una parada obligatoria si viajas a República Dominicana.

INFO
DUDAS
Preguntas Frecuentes
¿Los precios incluyen recogida en hotel?
La mayoría de nuestros tours tienen la recogida incluida en el precio, y en algunos como Isla Saona, Isla Catalina, o Samaná, la desglosamos aparte.

Esto se debe a que hay clientes que se hospedan muy cerca de los puntos de embarque y no necesitan usar un transporte para llegar al tour, por lo tanto, no es justo que el precio ya incluya ese servicio de recogida viéndose incrementado.

En cada sección de cada tour o actividad, en el desglose de precios se indica la información detallada sobre las recogidas en las diferentes zonas hoteleras.
¿Dónde están los puntos de embarque para Isla Saona, Catalina o Samaná?
Todos los tours que salen hacia Isla Saona embarcan en el puerto de Bayahibe, a 80kms de Punta Cana. Isla Catalina embarcamos en La Romana, a 90kms de Punta Cana, y para Samaná, se embarca en Miches, a 95kms de Punta Cana.
¿Cuál es mi zona hotelera en Punta Cana?
Lo hemos puesto fácil, en este artículo las desglosamos.
¿Puedo pagar todo en el tour?
No, para asistir a cualquiera de nuestros tours o actividades se debe hacer una reserva a través de nuestra web, porque las embarcaciones tienen plazas limitadas, al igual que las actividades.

En la propia sección del tour que desees reservar encontrarás el botón de "Reservar". Durante el proceso de reserva introducirás tus datos necesarios, y en el último paso, el sistema te solicitará un pequeño anticipo de reserva, cantidad que varía en función del tour.
Clima, modificaciones de fecha y cancelaciones
En el caso de que en la fecha de tu reserva haya mal clima y el tour no se pueda realizar, moveremos el tour a la siguiente fecha apta.

En el caso que necesites cancelar o modificar fechas por otros motivos, hemos puesto a disposición un seguro de cancelaciones o modificaciones por solo 4,99US$ por persona, que podrás contratar durante el mismo proceso de reserva del tour. De esta manera obtendrías un reembolso del 100% de tu reserva en el caso de querer cancelar por cualquier motivo, además de poder modificar fecha a voluntad. Puedes leer más acerca del seguro en este enlace.